viernes, 19 de octubre de 2012

La Junta propone una “solución” que da “certidumbre económica y temporal” a la red de Metro en Málaga, siendo acogida favorablemente por los ecologistas


El viceconsejero de Fomento y Vivienda de la Junta de Andalucía, José Antonio García Cebrián, ha presentado hoy al alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, una propuesta de Metro que constituye “una solución técnica definitiva, con plazos ciertos y garantizados y con absoluta certidumbre económica y temporal”. Así lo ha manifestado Cebrián, que ha añadido que “el metro en superficie permite llegar con los mismos recursos, que  estaban previstos para la infraestructura subterránea, no sólo hasta la Malagueta, sino hasta El Palo, pasando de 17-19 millones de viajeros al año hasta 23-25”. Esta solución ofrece además la “gran oportunidad” de realizar una “profunda transformación urbana en el corazón de la ciudad, configurando un eje peatonal que enlace la calle Larios con la Alameda y la zona portuaria, configurando un espacio más humano y habitable para el encuentro y el disfrute” de los malagueños, ha señalado Cebrián.
“El calendario con esta solución está claro: en 2013 hasta el intercambiador de María Zambrano, en 2014 hasta Guadalmedina, en 2015 hasta la Malagueta y en 2016 hasta El Palo”, ha enfatizado el consejero al término de la reunión, a la que también han asistido el delegado de Fomento y Vivienda en Málaga, Manuel García, el concejal de Movilidad del Ayuntamiento de Málaga, Raúl López, y el director de la Oficina Municipal para la Coordinación de Infraestructuras Básicas, Francisco Ruiz.
Cebrián, que ha agradecido al alcalde su disposición al diálogo y ánimo constructivo, ha insistido tras la reunión en que trabajará “día y noche si es necesario” para alcanzar un acuerdo que considera “posible”, desde la lealtad institucional y la búsqueda de consenso.
Cebrián ha recordado que la Consejería de Fomento y Vivienda ha cumplido los compromisos adquiridos ante la ciudadanía malagueña y su alcalde en la última reunión mantenida con el regidor, el 25 de julio. En este sentido, el viceconsejero ha subrayado que la Consejería ha “reactivado” unas obras que se encontraban paradas, en el tramo Renfe-Guadalmedina, y ha procedido a la recuperación progresiva de viario público ocupado por las obras en diversos puntos de la ciudad, siguiendo una línea de “certidumbre” y “transparencia”, que ahora se pretende apuntalar con una “solución definitiva” para el resto de los tramos.
“Una obra de la importancia y el calado del Metro de Málaga debe dejar una huella visible en la trama urbana, y esa es la oportunidad que se nos presenta con el enlace y conexión peatonal entre la calle Larios, la Alameda y el puerto”, ha expresado el consejero, convencido de que la Alameda puede volver a convertirse en “un lugar de encuentro, ocio y disfrute para la ciudadanía de Málaga los 365 días del año”.
La salida del Metro a superficie en la Avenida de Andalucía, antes de cruzar el Puente de Tetuán, permite además llegar hasta El Palo, llevando “un servicio de transporte de excelencia a más malagueños y malagueñas”, e integrando así la zona este de la ciudad con este potente sistema para la movilidad urbana. El viceconsejero ha subrayado que la administración pública debe “emplear cada euro con el máximo rigor, garantizando el mayor impacto social de sus inversiones y ampliando los servicios de calidad al mayor número de ciudadanos posible”.
Ecologistas en Acción apoya la propuesta de la Junta de Andalucía para terminar el Metro en superficie.
Ecologistas en Acción ante la propuesta presentada por la Consejería que dirige Eléna Cortés ha mostrado una acogida favorable publicando en su página http://malagaecologistasenaccion.blogspot.com.es/ un comunicado, que publicamos a continuación: 
Ante la grave crisis económica que acontece, vemos con agrado que la nueva Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía, haya rectificado la decisión inicial de llevar el metro al centro, y haya propuesto su finalización en superficie.
Desde nuestro punto de vista, esta decisión tiene varias ventajas:
1. El proyecto en superficie supone un menor impacto sobre el arbolado de la Alameda y del Parque, no pone en peligro los cimientos de los edificios antiguos, además de afectar en menor medida a los restos arqueológico que pueda encontrar a su paso.
2. Frente a los más de 110 millones de euros que costarían los 2 Km de tramo soterrado, estimamos que la realización en superficie supondría una cantidad menor a los 30 millones de euros. Esto, por una parte, hace más viable su terminación (de dudoso cumplimiento si se insiste en el soterramiento), mientras que por otra el dinero ahorrado se podría invertir en otras acciones que mejoren la movilidad en Málaga, como la realización de otra línea en superficie, o un plan más ambicioso de movilidad en bicicleta.
3. El tiempo de ejecución de las obras se disminuye, permitiendo a los malagueños disfrutar del metro mucho antes.
4. El metro en superficie compite por el espacio con el automóvil. Lejos de ser un inconveniente, este modelo permite otro concepto de movilidad en Málaga, basado en un menor uso del vehículo privado La políticas de creación de aparcamiento en los centros urbanos sólo permiten que siga existiendo problemas de tráfico en dichos entornos. Como Ecologistas en Acción proponemos la creación de aparcamientos en la periferia de la ciudad, fomentando el transporte al centro por medio del transporte colectivo, peatonal y la bicicleta.
Por tanto solicitamos a nuestro Alcalde, el Sr. Francisco de la Torre que piense en el bienestar de los malagueños, que deje de torpedear el funcionamiento del metro, y que se preocupe más por la economía y menos por la ciencia ficción. Nuestro alcalde se ha olvidado que tenemos un metro inacabado, que en España hay una crisis económica descomunal y que existen cosas mucho más importantes en Málaga que soterrar un tranvía por el centro. Dinero no hay para todo.

No hay comentarios: