lunes, 11 de abril de 2016

Unidad Popular apoya la convocatoria de huelga de estudiantes de los días 13 y 14 de abril para exigir la derogación de la LOMCE, el rechazo al 3+2 en la Universidad y revertir los recortes

Unidad Popular, expresa el apoyo a la huelga de Estudiantes convocada el 13 y 14 de abril por el Sindicato de Estudiantes para exigir la derogación de la LOMCE y el rechazo a los decretos de Universidad, el 3+2, la reversión de los recortes en la educación pública, el aumento de las becas y la reducción de las tasas.
En este sentido, Unidad Popular manifiesta, una vez más que la LOMCE es una contrarreforma educativa segregadora, adoctrinante y retrógrada, impuesta por la mayoría absoluta del PP contra las grandes movilizaciones de toda la comunidad educativa, y con el rechazo unánime de todas las demás fuerzas políticas y sociales.
Unidad Popular entiende que la simple “paralización” de esta Ley, votada recientemente en el Congreso de los Diputados, no es suficiente tal como expresó nuestra diputada, Sol Sánchez: "No basta con paralizar el calendario de implantación de la LOMCE, hay que derogarla", intervención en la que puso de relieve el compromiso adquirido por todas las organizaciones del anterior parlamento, excepto el PP, de derogarla en cuanto se diera una correlación de en una nueva legislatura que así lo permitiese.
Tampoco se entiende que el PSOE hable de un nuevo pacto social, cuando ya existe un documento de partida surgida del su pacto con los colectivos, mareas educativas y organizaciones sindicales y políticas, recogido en el “Documento de bases para una nueva Ley de Educación. Acuerdo Social y Político Educativo”.
Por ello, Unidad Popular no comprende el cambio de posición del PSOE teniendo en cuenta que el 90% de los desarrollos normativos de esta Ley están implantados, y por tanto, vigentes sus objetivos más retrógrados, lo que supone, sin duda, el incumplimiento del PSOE en su compromiso adquirido.
La paralización no evitará que en algunas comunidades autónomas se persista en implantar el sistema de "reválidas" a pesar de la oposición de la comunidad educativa, colectivos, asociaciones, sindicatos y a la que Unidad Popular también se opone.
Asimismo Unidad Popular, rechaza el Decreto “3+2” que, junto con otros decretos y medidas como el aumento de tasas, la reducción de las becas y el endurecimiento de los requisitos para obtenerlas, pretenden acabar con una conquista social de la clase trabajadora, especialmente importante para los y las jóvenes: el acceso a los estudios superiores para la inmensa mayoría de las familias, y que supone la exclusión de la clase trabajadora de los estudios superiores y de las universidades públicas y ahonda en su mercantilización.
Tasas, reducción de plazas en los centros públicos y un nuevo sistema de formación dual, limitan el acceso a la formación profesional a quienes no lo pueden pagar y disminuyen su calidad.
Los recortes educativos llevados a cabo en los últimos años por el gobierno del PP en el conjunto del sistema educativo repercuten en la educación pública y están generando cada vez más fracaso, frustración y desigualdad social.
El desarrollo social y económico de nuestro país requiere elevar la educación, contar con un sistema con financiación y gestión pública que permita la educación y formación de sus ciudadanos y ciudadanas desde la educación infantil. Un país no avanza democráticamente si no avanza con tod@s ell@s.
Por ello, exigimos la reversión de esos recortes y el aumento de los presupuestos educativos para la Educación Pública, la recuperación del empleo público así como revertir los procesos de privatización llevados a cabo, desde la Educación Infantil a la Universidad.
Por todas estas razones, Unidad Popular se une a todas las organizaciones que apoyan esta huelga y se compromete en la defensa de todas estas reivindicaciones.

¡Por una Educación Pública de tod@s y para tod@s!

No hay comentarios: