viernes, 5 de diciembre de 2014

Presentados en Málaga los Premios “García Caparrós”, para el compromiso de Andalucía con la transformación social

Felipe Alcaraz, Juan Manuel Sánchez Gordillo, Paqui Maqueda y María Hidalgo, recibirán el reconocimiento en esta primera edición, en torno al 28 de febrero.
Son ahora muchas las voces que reclaman una ruptura con el régimen de la Transición. En sus inicios, fueron no pocas las personas que, tratando de alcanzar unos estándares aceptables de vida tras cuarenta años de férrea dictadura fascista, lucharon incansablemente por recuperar una serie de derechos laborales, económicos sociales… y, en el caso que nos ocupa, los de un pueblo machacado por los terratenientes y señoritos del campo. Uno de ellos es el malagueño Manuel José García Caparrós, trabajador y sindicalista asesinado por la policía durante las manifestaciones del 4 de diciembre de 1977 que demandaban una autonomía para Andalucía frente al centralismo franquista aún imperante.
Es por ello que la Fundación Memoria y Cultura, en colaboración con la familia del sindicalista asesinado y la editorial Atrapasueños, ha creado los Premios García Caparrós con el objetivo de homenajear a las personas que, como Caparrós, han defendido con tesón y generosidad la autonomía andaluza y la transformación social de la región. En un momento en el que el pueblo andaluz está sufriendo aún más si cabe las consecuencias de haber sido condenado a un modelo productivo precario y de baja cualificación, a causa de los dictados de la Troika y el capital internacional ejecutados por el gobierno central, es precisamente cuando se vuelve a rebelar para poder seguir decidiendo su futuro.
Mariscal: “Hace años, el pueblo andaluz salió a romper el guión de los poderosos”
Durante la presentación de estos premios, que celebrarán su primera edición, que tuvo lugar el pasado miércoles en el Museo del patrimonio Municipal de Málaga, el Secretario general del Partido Comunista de Andalucía, José Manuel Mariscal, ha adelantado que la intención es recuperar la memoria de Caparrós en un momento especialmente significativo: “Hace años, el pueblo andaluz salió a romper el guión de los poderosos; algo que hay que reclamar en la actualidad”.
Tras destacar los méritos acumulados por las personas que serán reconocidas, Mariscal ha adelantado que ya trabajan en la creación de un premio de investigación para abordar el papel del movimiento obrero, del movimiento vecinal y del movimiento femenino durante la Transición. “Creemos que es un buen momento para comenzar a indagar sobre qué es lo que aconteció verdaderamente”.
En el acto también participaron el presidente de honor del PCA y ex-diputado de IU, Antonio Romero y Loli Caparros, hermana del trabajador muerto durante la manifestación por la Autonomía de Andalucía del 4 de diciembre de 1977. Ambos recordaron la importancia del premio y la necesidad de que la figura del trabajador sea reconocida por todos los andaluces.
Los Premiados
En esta primera edición, los premiados tienen una trayectoria política de ciempiés: Felipe Alcaraz, Juan Manuel Sánchez Gordillo, Paqui Maqueda y la malagueña María Hidalgo. Las modalidades concedidas en esta serán la lucha política, la sindical y la social. Los galardones se entregarán el próximo 27 de febrero, y cada año en un pueblo distinto siguiendo la Ruta de Blas Infante.
El primero, Felipe Alcaraz, político y escritor español, comenzó su activismo allá por los años cincuenta contra el franquismo, lo que le ha llevado a un largo recorrido en su organización, el PCE, del que ha sido secretario andaluz, entre otras muchas responsabilidades. Renunció a la pensión vitalicia a la que tenía derecho como ex parlamentario, igual que su homólogo Julio Anguita.
Juan Manuel Sánchez Gordillo, por su parte, es una figura sin igual en el andalucismo y el activismo rural y jornalero contra un sistema en el que el 80% de las tierras siguen siendo propiedad de los terratenientes. Especialmente conocida es su lucha desde la alcaldía del municipio sevillano de Marinaleda con el gobierno de la CUT, donde ha impulsado desde 1979 un programa de gobierno que incluye medidas como una planificación urbanística que impide la especulación, la igualdad, la participación de los habitantes en los asuntos del pueblo mediante asambleas, la ocupación de fincas de terratenientes, el pleno empleo mediante cooperativas o la inexistencia de policía.
Paqui Maqueda es un rostro clave en la defensa de la memoria histórica, incluso fuera de las fronteras del estado español. Inmersa en la lucha vecinal sevillana, principalmente desde el castigado y abandonado Polígono Sur, actualmente es la vicepresidenta de la Asociación para la Memoria Histórica y la Justicia de Andalucía (AMHyJA), y es parte implicada en la querella impulsada desde Argentina para que los asesinos del franquismo paguen por sus crímenes.
Finalmente, la malagueña María Hidalgo, “Conchi” para sus camaradas y familiares, es también una incansable luchadora del movimiento vecinal y por los derechos de los consumidores. Afiliada al PCE desde la Transición, fue presidenta de la Asociación de Vecinos La Luz, realizando movilizaciones que pasarán a la historia de la ciudad. Desde su humildad trabajó también para que FACUA se convirtiera en un referente a nivel andaluz.

Con el nacimiento de estos galardones se hace justicia, una vez más, con la memoria de un pueblo que no quiere seguir siendo pisoteado ni económica, ni política, ni culturalmente. Quiere ser libre, y en el reconocimiento de la lucha por la libertad se encontrarán los caminos de las andaluzas y andaluces que se levantan cada día para reclamar decidir su futuro.

No hay comentarios: